Un idilio permanente

Son ya 12+1 temporadas y de manera consecutiva. El título gallego junior conseguido el pasado domingo en Santiago representa el último de una serie de triunfos que comenzó en Abril de 2009. En aquel año y también en la capital de Galicia, la generación 91/92 comandada por Laura Cabaleiro junto a un grupo cadete donde aparecían, entre otras, Laura Alonso, Carmen Llamas o María Centeno, se proclamaban campeonas autonómicas de la categoría.

Desde aquella fecha y durante cada temporada hasta este año 2021, esta categoría ha tenido en Galicia un único club vencedor de este galardón: Celta Baloncesto. Han sido hasta catorce generaciones distintas de edad las que, en su edad junior, han alcanzando este logro con el escudo céltico. Como situación anecdótica, aparece la competición de la temporada 19/20 donde la pandemia y posterior confinamiento paralizó la liga justo ya cuando Celta Zorka Recalvi se había proclamado campeón gallego junior de forma matemática.

Jugadoras como María Araujo, Marta Canella, Nogaye Lo, Sabela Taboada, Angela Coello, Carla García, Raquel Carrera, Lucía Fontela Sara Vidal, Cristina Fernández, Noa Comesaña y otras muchas compañeras, forman parte de este ciclo, posiblemente récord en cuanto a guarismos de titulos consecutivos en la misma categoría. Algún día concluirá este idilio pero el registro quedará como un éxito señalado de Celta Baloncesto y su trabajo formativo.