“Echo de menos a Paco todos los días”

Carlos Álvarez llegó al C.D. Bosco – Celta Zorka en el año 2003 ocupado el cargo de una vicepresidencia del club. En el día en que se cumple el segundo aniversario del fallecimiento del presidente Paco Araujo, entrevistamos al actual presidente para que nos comente su visión del club, sus recuerdos de Paco y hablemos un poco del presente y futuro de la entidad.

Llegaste al club en 2003 como vicepresidente y ocupas la presidencia desde que nos dejó Paco Araújo hace dos años ¿Cuál es tu valoración de estos dos años como presidente de la entidad?

Es totalmente diferente a la vicepresidencia. La falta de Paco se echa un montón. Era quién se dedicaba a la gestión en el club y yo me dedicaba exclusivamente a buscar patrocinios, pero estaba totalmente exento de todo lo que es la organización interna del club. Ahora es mayor la presión, aún me faltan muchas tablas, pero bueno, estoy contento porque hemos creado un buen grupo. No soy un presidente típico sino que yo creo en un equipo de trabajo y tenemos que solucionar entre todos los asuntos. Tenemos una junta directiva espectacular.

¿Qué echas de menos del Paco Araujo presidente?

Yo conocí a un Paco muy cercano y puedo decir que fue una persona muy especial. Muy inteligente y con una gran capacidad de trabajo. Cierto es que los últimos años se vino abajo por una depresión que no supimos frenar las personas que estábamos en su entorno. Era una persona que tenía una visión impresionante: leía un contrato y era capaz de interpretar lo que estaba bien y lo que estaba mal a la primera. Yo tengo que leer cinco veces para sacar la misma conclusión que él con la primera lectura sacaba. Una persona muy brillante y es una pena que no esté.

Y dada tu relación tan cercana con él. ¿Qué añoras del Paco Araujo amigo?

Lo echo de menos todos los días. Hablábamos a diario. Teníamos también un tira y afloja muy importante porque yo también tengo mucho carácter y eso nos llevó a ser muy buenos amigos. Hablábamos de todo y todos los dias excepto los últimos cinco días en que él estaba mal, decía que no podía hablar, estaba muy angustiado y desgraciadamente ya no está con nosotros.

Y tras dos años, ¿cuál es la situación del club hoy en día?

Intentamos, Paco ya lo venía trabajando, acabar con todas las deudas que nos venían presionando. En estos momentos el club no tiene deudas y estamos funcionando realmente bien en ese aspecto. Es una pena que Paco no lo hubiera vivido porque fue él quien tomó la decisión más importante, que fue la de descender al club a Liga Femenina-2 aún habiendo salvado deportivamente la categoría. Porque sin esa decisión el club hoy no existiría como tal.

Y hablando de futuro te hemos leído que afirmas que nuestra meta, nuestro compromiso en la presente temporada, es llegar a la fase de ascenso y que todo lo que venga después es un premio para el club y las jugadoras. ¿Tendría capacidad económica para afrontar un ascenso de categoría?

En estos momentos sí se tendría capacidad económica. Contamos con un patrocinador que nos apoya. Es cierto que si se sube a Liga Femenina habría que buscar algo más, porque con un patrocinador no llega. Pero tampoco se necesitaría mucho más. Para mantenernos bien haría falta subir el presupuesto en 150.000 euros sobre al actual en base a objetivos mínimos, pero si se quiere llegar a mucho más habría que duplicar cantidades y eso no está al alcance ahora mismo.